La música portátil

Te acuerdas de cuando cargabas por la calle un inmenso tocador de cassettes y escuchabas más ruidos que música? O cuando te compraste un CD player portátil y te creías super moderno, aunque tenias que caminar despacio para que el disco no se saltara? Pues, si no lo recuerdas, no te preocupes, porque ya desde hace unos cuantos años la aparición de los MP3 players cambió el concepto mismo de escuchar música.

Fue cerca del año 2000 cuando empezaron a aparecer los primeros mp3 players, todavía con capacidad muy limitada (cerca de 6 músicas), sin displays y con controles rudimentarios,  pero al fin, eran el primer paso al futuro. Hoy, tener un botón “play” siempre a disposición es fundamental para la mayoría de las personas, y sin los incómodos de las viejas tecnologías como la baja calidad de los cassettes o la fragilidad de los CDs, uno solo tiene que preocuparse en disfrutar la música.

Hay otros aspecto de estos antiguos aparatos que falta comentar: no era así tan portátil cargar varios CDs o casetes para poder tener más que una docena de canciones a la mano. Ahora, no te dejes engañar por el tamaño. Cuanto más uno conoce más caracterísitcas de los reproductores, más uno se asombra. Con los actuales MP3 players, la capacidad de almacenamiento es inmensa, llegando a semanas y semanas de música, tocando sin parar.

También cambió el precio. La popularidad de la tecnología MP3 ha hecho que se la industria cambie y hoy, si no quieres sentir el olor a “CD nuevo” y tenerlo en tus manos, con su caratula y demás, no tienes que comprarlo por una o dos canciones que te gustaron de tu artista favorito. Generalmente puedes comprar online y bajarte solo las canciones que desees, para ponerlas en tu reproductor y disfrutar.