Utilizan IA para crear nuevos modelos educativos para niños con autismo


Hay muchas dinámicas y terapias tempranas que recomiendan los profesionales para ayudar a los niños con autismo a desarrollar habilidades sociales. Sin embargo, la mayoría de ellas presentan múltiples desafíos ya que varían según las necesidades de cada niño.

Hay una alternativa que está resultando exitosa. Tal como se ha comprobado en diferentes estudios, los robots asistentes pueden desempeñar un papel importante en el desarrollo de los niños con autismo, ya que funcionan como complemento de la asistencia y cuidados tradicionales.

Sin embargo, los investigadores piensan que está dinámica puede potenciarse aún más gracias a la inteligencia artificial.  Investigadores de la USC comparten los resultados de un nuevo estudio que analiza la posibilidad de utilizar la IA para personalizar el trabajo de los robots asistente.

Los investigadores han utilizado audio y videos grabados por el robot en su interacción con el niño para analizar mediante IA el grado de participación y eficacia del entrenamiento aplicado. No fueron datos aislados, los robots estuvieron un mes en los hogares de los niños, ya que la idea era analizar esta información en un contexto real.

Si piensas en un ambiente de aprendizaje real, el maestro aprenderá cosas sobre el niño, y el niño aprenderá cosas de ellos. Es un proceso bidireccional y eso no sucede con los sistemas robóticos actuales. Este estudio tiene como objetivo hacer que los robots sean más inteligentes al comprender el comportamiento del niño y responder a él en tiempo real

Y a partir de esos resultados, se pudo mejorar la dinámica del entrenamiento en tiempo real para adaptarlas a las necesidades del niño o a diferentes contextos. Según los datos compartidos, este sistema logró una tasa de éxito del 90%.

Sin embargo, esto solo es el comienzo ya que hay muchos factores a tener en cuenta. A diferencia de terapias en una zona controlada, los robots asistentes funcionando las 24 horas del días en un entorno familiar es todo un desafío. Y los niños pierden el interés en poco tiempo.

Aún así es un gran paso para el desarrollo de nuevos modelos de aprendizaje que potencien el desarrollo de niños con autismo.



Source link